24.7.04

Un dinosaurio doméstico

Hay muchos tipos de iguanas, pero las más comunes en los terrarios son las iguanas verdes. Estos llamativos lagartos de origen americano, fáciles de mantener en cautividad, con una esperanza de vida de entre 12 y 15 años y que no están en peligro de extinción, son una estupenda elección para aquellos que deseen una mascota exótica a un precio asequible.

Para lograr que esta pequeña lagartija verde esmeralda se transforme en un imponente saurio, con cresta de hasta dos metros de largo (tres cuartas partes de su tamaño se le van en la cola), lo primero es disponer de un buen terrario, cuanto más grande mejor, con focos que le den calor y luz ultravioleta durante unas doce horas al día (imprescindible para sintetizar la vitamina D), algún tronco seco y resistente, un recipiente con agua fresca siempre disponible y un suelo fácilmente lavable (corcho esterilizado o césped artificial por ejemplo).

Su alimentación se basa en frutas y verduras bien lavadas, con algún aporte vitamínico. La iguana agradece que no la cojamos por la cola, algún baño de sol, que le cortemos las uñas de vez en cuando y vivir en soledad: son animales territoriales, no gregarios, en cautividad puede lograr que varias iguanas convivan si las adquiere a la vez, hay suficiente espacio y alimento.  No introduzca nunca una nueva iguana en un terrario ocupado por otra desde hace tiempo.


3 comentarios:

-Nicolás.- dijo...

Las iguanas necesitan la piedra hermetica para que luego de alimentarse se pueda completar bien la digestion de dicho animal, cuando el animal es muy pequeño se le debe trozar bien la comida para que la pueda digerir bien y tambien es menor el riesgo que se ahogue;tambien la iguana es un animal trepador por lo tamto en su terrario sería conveniente colocarle un tronquito o rramita, les guatan las alturas y que las cuiden bien.

miriam dijo...

Yo discrepo en la opinión de Nicolás acerca de la piedra hermetica. La iguana puede llegar a quemarse en ella.
Es preferible la esterilla debajo del cesped artificial o hilo hermetico.
La bombilla de luz roja para dar calor si es de cerámica mucho mejor ya que la luz que dan las de bombilla pueden molestarles y no dejarles dormir.
Aunque si en el piso hay calefacción y no se bajan de los 22º no es necesario ningun foco de calor durante las horas nocturnas.
Por otro y respecto a la dieta, recomiendo encarecidamente que NO se le de lechuga, ya que la lechuga no conetiene practicamente ningún valor nutricional, ni calcio ni proteïnas, sacia el hambre pero nada más.
Aconsejo, acelgas, escarola, navo, perejil, judías, esparragos, pepinillo, calabacín, piña, manzana, pera, fresas, coliflor...
Las espinacas y las zanahorias, al contrario de lo que muchos podáis creer, tiene ácido oxálico y en grandes cantidades perjudican al animal ya que este ácido actúa bloqueando la transformación del calcio que injiere a través de éstos alimentos.
Respecto a los baños, lo ideal es dos o tres veces al día, las iguanas verdes provienen del tropico donde está casi constantemente lloviendo.
Pero es difícil dedicarle tanto tiempo ya que todos trabjamos, asique, con una vez al día será suficiente, además el baño estimula su función defecadora.
Si la iguana está estreñida, lo ideal es una dieta basada en fibra (judías, esparragos etc) y un buen bañito para estimularla.
Aconsejo que la temperatura máxima no sobrepase los 27 o 28º grados.
Es aconsejable tener un recipiente con agua en el terrario por varios motivos:
1-evidenteme para saciar su sed,aunque no son muy bebedoras. Podemos arreglar esta falta de agua remojando su comida antes de ponersela en el cuenquecito.
2- para que pueda refrescarse si está acalorada. Recordad que los reptiles son de sangre fría y necesitan de un ambiente frío o caliente exterior para regular su temperatura.
3- Y puede que la más importante para regular la humedad del terrario. Una excesiva sequedad puede perjudicar la piel del animal.
Desde que adquirimos la iguana y hasta que se adapta a la presencia humana, pasa por la fase de DOMESTICACIÓN que es cuando se ha acostumbrado a su terrario, acepta la presencia desde fuera de persona pero todavía se asusta cuando intentamos cogerla y termina en la fase de SOCIALICACIÓN que es cuando ya nos ha perdido ese miedo y esa desconfianza. Nos conoce y deja que la cojamos. Ya no se hecha a correr cuando intentamos tocarla.
Para el material del terrario sería ideal el cristal y cuánto más grande el tamaño del terrario mejor. Podemos fabricarlo nosotros mismo haciendo las juntas de los 4 lados con silicona y cantos de madera.
¿Por que el cristal y no madera por ejemplo?
Por pura higiene, la madera acumula y absorve malos olores y difícil de higienizar mientras que el cristal es mucho más fácil de limpiar, en caso de que no pueda saer también cabe la opción del metraquilato, mucho más fácil de manipular y más económico.
Es poco aconsejable dejar la puerta del terrario por arriba en forma de acuario, ya que como es lógico las iguanas se asustan si ven venir algo o alguien desde encima de ellas.
Lo ideal es hacer la puerta corredera y lateral. Para que el animal nos vea venir.
Es imprescindible hacerle un escondite en el terrario para que pueda esconderse cuando se sienta amenazada.
Si su piel tiene tonos negros y oscuros es que algo la está estresando. O bien la comida se la cortamos demasiado grande, o bien tiene frio o demasiado calor o bien no consigue descansar y dormir bien por las noches por algún motivo, o puede que el terrario tenga malos olores.
en fin es cuestión de ir probando hasta que el animal a mediante su tono de color verde turquesa, te comunique que está mucho mejor.
Aproximadamente cada tres semanas deberíamos de sacar todas las ramas, piedras y cespedes, rociarlos con un esprai con agua y lejía y aclararlos con agua para desinfectarlos y quitarles el mal olor.
Y cada día se ha de retirar las defecaciones del animal y pulverizar la zona con agua y lejía, esperaremos una media hora a que el hedor a lejía desaparezca antes de volver a introducir al animal.
Y por supuesto es imprescindible para la vida de la iguana el sol y en su defecto el fluorescendente de RAYOS UVA.
Los rayos UVA proporcionan a la iguana la transformación de la vitamina D en calcio y así poder desarrollar sus huesecitos correctamente y sin problemas de calcificación o descalcificación.
La iguana aunque carece de faringe nos está hablando constantemente, con sus gestos y su color de piel se está comunicando con nosotros.
Debemos de prestarle atención.
Es un animal trepador, necesita de ese espacio y por lo tanto debemos habituarselo a medida de que el animal va creciendo ya que cada vez requiere más espacio.
Si no estamos dispuestos a facilitarle lo que sus necesidades requieren, es mejor que nos abstengamos a tener una ya que solo le ocasionariamos un sufrimiento innecesario.
Pero si estás dispuesto a ello, te animo a que como yo hice, busques ayuda e información en internet y por supuesto, consultes con un veterinario especializado en animales exóticos.
también podrás encontrar contactos en internet.

Saludos,

MIMI

Anónimo dijo...

ola queria deciros que quiero tener una iguana encasa mi padre me deja y mi madre no que ago?